6 de junio de 2010

Crónica Xallenger Vilanova

Ya empiezo a adaptarme al nuevo horario de trabajo y aunque todavía he estado liada con trabajos y aún quedan los exámenes, empiezo a organizarme de nuevo para poder entrenar decentemente.

Esta semana sólo ha caído swim y bike. El tema de correr lo he tenido que dejar por unas llagas que me salieron la semana pasada en Mataró. Pero tampoco me ha preocupado ya que ahora toca centrarse en rodar y rodar de cara a la QH aunque muchos días no queden.

Por lo que hace al fin de semana, empecé saliendo a rodar el viernes tarde haciendo unos 70kms tranquilamente pero con algo de desnivel, el sábado le siguieron 120km durillos tanto por el desnivel como por el calor que hizo (con parada para hacernos unas fotos con el Mazinger). Y finalmente hoy la xallenger de Vilanova dónde han caído 35km de btt para acabar de machacar mis cuádriceps.

La crónica:

La mañana amanece algo nublada, justo al salir de casa me encuentro a un conocido que también participa, me informa de cómo es el circuito, cosa que realmente lo clava, al llegar a Vilanova empieza a chispear pero aun y así parece que no nos va a caer el diluvio universal. Entre pitos y flautas a las nueve en punto dan la salida…al ATAQUEEEEE!!! Bueno, más bien no…jejeje, hoy me lo he tomado con calma. Desde la última xallenger no había vuelto a coger la btt y no me sentía demasiado segura con la bici. De todas maneras me anima saber que aunque es un circuito bastante pedregoso también es algo menos técnico que otros. Hasta mitad de camino voy cómoda, sin tener que poner pies en el suelo. Como siempre en subida adelanto al grupillo que llevo delante y al bajar son ellos los que me pasan a mí, así que voy viendo las mismas caras una y otra vez. Sobre la mitad del circuito hay una trialera chunga en la que si que tengo que bajarme de la bici, pero al salir de ese tramo me vuelvo a subir y GASSSSSSSSS! Por ese entonces ya voy bastante animada y mucho más suelta. Al llegar al avituallamiento tengo a mis suporters Mimi y Luichi (sin ellos no seria lo mismo). A partir de ahí empiezo a hablar con los compañeros de trayecto hablo con uno y con otro aunque a veces se adelantaban entre ellos y sin darme cuenta seguía hablando con otro, vaya risas, muy divertido. Llegando al final, por donde andaba la ambulancia me llama alguien, le pregunto quien és, me dice que Toni, jajaja..y le digo que encantada, lo bueno es que hasta llegar a meta no me he empanado de que era Tri-cas. Y entre una cosa y otra…pues ya volvía a estar pasando por debajo de meta, y aunque haya tardado un montón (2h35) a mi se me ha hecho cortito, dejándome muy buen sabor de boca y un punto de confianza para seguir cogiendo la btt, aunque solo sea un par de veces al año.

Y esta semana a seguir sumando kms en bici.

3 comentarios:

antonio madriñan dijo...

ola sandra¡¡¡¡ haber si pronto puedes entrenar como quisieras ¡¡
la verdad es que la mayoria de las veces hacemos unos sacrificios grandisimos , pero bueno queda recompensado con creces¡¡ yo este mes lo tengo complicadillo para entrenar pero bueno¡¡¡
el 31 de julio es el raid aneto ¿ vas ir?

vice sport dijo...

Jejeje veo que por aqui arriba ya te lian eeh si es que es un no parar xD

Me alegro mucho que disfrutes de la btt, a mi me lo ha dado todo: Una base, un entreno, unas risas, compañeros de fatigas e incluso una estanteria llena de cacharros para que mi madre limpie un poco mas ;P

Pocas cosas te faltan para igualarme!!!

Sandra dijo...

Antonio, pues si que es verdad que sacrificamos mucho pero la recompensa es mucho mayor de lo que uno se espera, alemenos eso me pasa a mi.
Y lo de los entrenos ..don't worry... a veces el echo de no tener tiempo ya nos va bien para obligarnos a descansar, aunque no nos lo parezca, o no? ;)


Joan, lo que me falta es una bici más decente que no me deje la espalda descuajeringada cada vez que bajo una trialera :p, jejejeje!